Pago los Balancines


  • D.O.: D.O. Ribera del Guadiana
  • Hectáreas: 80 ha.
  • Producción: 100.000
  • Uvas: Tempranillo | Syrah | Garnacha | Cabernet Sauvignon | Chardonnay | Petit Verdot | Graciano
  • Experto: Pedro Mercado


'De la combinación adecuada de la naturaleza y sensibilidad nacen las grandes obras humanas. El vino es una de ellas'.

Emplazada en Oliva de Mérida, en la provincia de Badajoz, Pago los Balancines, enclave de bondades excepcionales, es una viña rodeada de olivos, montes y sierras.

Pedro Mercado, Fernando Toribio y José Antonio Vicente son los responsables de que Pago los Balancines sea hoy una realidad.

Pedro Mercado, gerente, habla siempre de trabajo en equipo y del factor diferencial que supone que éste viva para Pago los Balancines, y de que esté entregado en cuerpo y alma al proyecto.

Pero lo cierto, es que su factor clave se encuentra en más cosas, como en el hecho de que son por convicción cuidadosos con la naturaleza y el entorno en el que viven, de que la viña esté trabajada siguiendo pautas ecológicas y cuidada con tanto mimo como son capaces.

Y solo así, trabajando desde la humildad, aprendiendo con cada nuevo paso, comprometidos con este amor por la naturaleza y con la certeza de que de un viñedo tratado con cariño nacen mejores vinos, vinos con alma.
Vinos elegantes, sutiles, honestos y sobre cualquier otro criterio, disfrutables por cualquier persona sensible.

En ellos buscan equilibrio, reflejar las singularidades del campo y la viña en la botella, tratando siempre de que gusten con la idea de ofrecer caldos excelentes a precios razonables y sensatos.

Sus señas de identidad son la altísima calidad del fruto, y un trabajo con las barricas para conseguir el afinamiento del vino sin que la presencia de la madera interfiera en la fruta, a fin de que ésta presente nítida en nariz y en boca.

Además, Pago los Balancines es sinónimo de implicación con Extremadura y una apuesta por el gran potencial agroalimentario de la comunidad y sus vinos, objetivo por el que trabajan duramente.

Sus viñedos cuentan con 80 hectáreas de las variedades Garnacha Tintorera, Cabernet Sauvignon, Tempranillo, Syrah, Petit Verdot, Bruñal, Graciano y Touriga Nacional.
Éstos, inscritos en la D.O. Ribera del Guadiana, bajo el influjo del clima continental, son mimados por aires del Atlántico en pasillo de encuentro con el Mediterráneo.
Su principal peculiaridad es la tierra franco-arcillosa, con mucha piedra y que en profundidad tiene una composición calcárea que acumula toda el agua necesaria para que la planta complete su ciclo vegetativo sin muchas penurias.


Pago los Balancines es la historia del encuentro de tres personas con la inquietud de arrancar un proyecto empresarial vinculado a sus dos grandes pasiones: el vino y la naturaleza.

Así, de la mano de Pedro Mercado, Fernando Toribio y José Antonio Vicente, nace en 2006 Pago los Balancines.

Escogieron Extremadura para su proyecto empujados por Mercado que se dio cuenta de que es una región con unas condiciones climáticas ideales para algunas variedades, de que es la segunda región en superficie de viñedo y de que su tradición en el comercio y la producción de vino se remontan a casi 4.000 años atrás.
Además, viendo que no había ningún vino extremeño reseñable o en las grandes guías, decidió que era el momento de hacer las cosas de otra manera y poner Extremadura en el mapa de los grandes vinos españoles.
Extremadura tiene una arraigada tradición cooperativista y de grandes graneles. Son buenos vinos, pero duros y recios.

Pedro Mercado, no contaba con una tradición familiar vinculada al vino. Su pasión fue arraigando poco a poco en él y le llevó a formarse en el mundo de la viticultura y la enología.
Casualmente conoció a Fernando Toribio, bodeguero de tradición familiar y uno de los enólogos más reconocidos en Extremadura, y a José Antonio Vicente, viticultor, también por tradición familiar y gran conocedor del campo extremeño.

Actualmente los tres forman un sólido grupo que se complementa a la perfección siendo cada uno responsable del área en el que es experto: gerente, director de bodega y responsable de viñedo respetivamente.

Trabajando cada día para que las cosas salgan bien, han conseguido, en menos de diez años, situar sus vinos al frente de los caldos extremeños en el panorama enológico nacional e internacional.
Se han convertido en un referente en la elaboración de vinos extremeños de calidad concebidos para hacer disfrutar con cada sorbo.

Pago los Balancines ‘es la demostración de que empresa, vino y naturaleza son compatibles y viables, tanto económicamente como medioambientalmente’ como Pedro Mercado afirma.


Además de elaborar vinos que sensibilicen a quien los pruebe y de hacer disfrutar de cualquiera de ellos con cada sorbo, de cuidar la naturaleza y su entorno, en Pago los Balancines apuestan firmemente por ayudar al desarrollo de las distintas formas de expresión artística utilizando el vino como trampolín e inspirándonos en el arte para mejorar día a día.

PRODUCTOS DE LA BODEGA