Astrales Christina 2011 Zoom Astrales Christina 2011 Wrapper
  • Bodega: Bodegas Los Astrales
  • D.O.: D.O. Ribera del Duero
  • Uva: 100% Tinto fino


Selección de cepas del Pago de Fuentesanta de viñedos en laderas y de 80 años de edad.



Color: rojo picota con el ribete granate.

Nariz: apuntes de fruta negra fresca (arandanos), balsámicos muy elegantes, aromas de crianza (cuero, café, regaliz negro), aromas minerales y especias.

Boca: es potente y sabroso, muy marcada la fruta, buena acidez, fresco, notas especiadas (pimienta, canela), se reproducen las sensaciones de la nariz, algo tanico que segura que se pulirá en botella, final largo con una punta de amargor que gusta.

Armonias:

Se puede acompañar de asados, carne a la parrilla, caza de pluma y pelo, estofados, legumbres y quesos curados.

Se recomienda servir a 16ºC.

  • Bodega:
    Bodegas Los Astrales
  • Año:
    2011
  • Graduación:
    14.5
  • Producción:
    3770 botellas
  • Vendimia:
    Vendimia realizada a mano.
  • Vinificación:

    Selección de cepas del Pago de Fuentesanta de viñedos en laderas y de 80 años de edad.


  • Crianza:
    14.5

Bodegas Los Astrales



Los Astrales, fundada en el año 2000, es una bodega que, a pesar de su juventud, cuenta con un saber hacer el cual debe a la familia Romera de la Cruz, dedicada al cultivo de la vid durante tres generaciones, y a Eduardo García, hijo de Mariano García, importante figura de la enología en nuestro país (Bodegas Mauro, Aalto Bodegas y Viñedos).

Con una inequívoca filosofía de calidad, deciden pasar de ser proveedores de uva de otros elaboradores a ser productores de vino.

La bodega se sitúa en el municipio de Anguix, en la provincia de Burgos, en la comunidad autónoma de Castilla y León, en la D.O. Ribera del Duero.
Anguix es también una pequeña localidad de 160 habitantes dedicados en su mayoría al cultivo del cereal, la remolacha y principalmente a la vid.

Los Astrales cuenta con 29 hectáreas de viñedo propio de Tinto Fino en Anguix, repartidos en pequeñas fincas.

De estas 29 hectáreas, las 15 hectáreas iniciales con las que contaba y cuenta la familia, son las que conforman la espina dorsal de sus vinos. Son viñas con una edad de entre 25 y 80 años, de Tinto Fino en vaso, injertadas con clones propios de la bodega mediante selección masal. Éstas, con una orientación norte-sur se trabajan en densidad baja de 2.200 cepas por hectárea.

Más tarde, 14 nuevas hectáreas se incorporaron a las 15 iniciales.
Con una densidad más alta, en estas viñas, de Tinto Fino principalmente, se incluye también un pequeño porcentaje de otras variedades que dotan a sus vinos de mayor riqueza aromática sin que éstos pierdan su identidad.

Los viñedos, situados a una altitud de entre 780 y 850 m, se encuentran bajo el influjo del clima mediterráneo con una marcada continentalidad.
Los inviernos, en los que las temperaturas pueden descender hasta los 10°C bajo cero, son rigurosos, largos y con frecuentes heladas.
Con una insolación media anual alta, de 2.300 horas, y una pluviometría media baja, de 300 a 550 l/m² al año, los veranos son calurosos y secos.
Sin embargo, debido a la altitud, las temperaturas caen bastante durante la noche permitiendo a las vides refrescarse y descansar, algo muy beneficioso para ellas.