Enate Cabernet Sauvignon - Merlot Zoom Enate Cabernet Sauvignon - Merlot Wrapper
89 Peñin
  • Bodega: Enate
  • D.O.: D.O. Somontano
  • Uva: 50% Cabernet Sauvignon , 50% Merlot



Color: cereza de media capa.

Nariz: sugestivo y complejo de frutos del bosque (grosella, zarzamora) con elegantes matices florales (violeta) y atisbos de pimienta, vainilla y sotobosque.

Boca: paladar suave y redondo sobre un mullido colchón tánico, que abre paso a un final en boca sabroso, con notas de torrefacto. Acidez equilibrada que la hará mejorar en botella 4 - 5 años.

Armonias:

Asados, carnes y quesos. Tolera el maridaje con pescados en salsa.

  • Bodega:
    Enate
  • Año:
    2010
  • Graduación:
    14.0
  • Producción:
  • Vendimia:
    Vendimia realizada a mano.
  • Vinificación:

    Elaborado con Cabernet Sauvignon y Merlot a partes iguales, provenientes de viñedos cultivados a unos 600 metros de altitud en el valle de Enate (Somontano). Los bajos niveles de humedad de la zona permiten aplicar una viticultura respetuosa, porque las viñas no necesitan excesivos tratamientos. Las uvas son despalilladas para después macerar en frío. La fermentación del mosto se realiza a una temperatura controlada.


  • Crianza:
    14.0

Enate



Arte, naturaleza, arquitectura e historia son el hilo conductor que hacen de Enate el paradigma de bodega contemporánea
.

Con la historia y la cultura como vehículo, Enate se cimenta en la cultura autóctona y la majestuosa belleza del paisaje que la rodea, en sus matices, en su riqueza y en sus formas.

Un paisaje que deja una impronta personal en las gentes que lo habitan. Un paisaje que es lección de sosiego, humildad y respeto al medio, que exhorta a entender la Naturaleza.
Y entenderla es amarla. Y amarla es respetarla
.

El edificio de la bodega, ideado por el arquitecto Jesús Manzanares y ejemplo de este juego entre naturaleza y arquitectura, es una construcción en la que se funden el diseño y la funcionalidad para crear formas geométricas que proyectan un ritmo trazado por aristas y rectas.

En él se ha captado la calidad de la luz y del paisaje del Somontano logrando que, de algún modo, éstos invadan el interior del edificio generando una ilusión y desdibujando sutilmente la línea exterior-interior.

En Salas Bajas y al abrigo de los Pirineos, en el Sotomontano, ‘al pie de la montaña’, al nordeste de la provincia de Huesca, el cielo, influencia del Mediterréno, es claro y limpio, y los aires húmedos atlánticos llegan desde el Cantábrico. El encuentro de estos dos climas, mediterráneo continentalizado, despeja el cielo y suaviza las temperarturas.

Enate cuenta con 500 hectáreas de viñedo propio en la D.O. Somontano, en el Valle de Enate, de Gewürztraminer y Chardonnay, variedades blancas, y Tempranillo, Cabernet Sauvignon, Merlot y Syrah, variedades tintas, en los municipios de Salas Altas, Salas Bajas Cregenzán y Barbastro.

Los viñedos, en una ubicación privilegiada y protegidos por la cordillera pirenaica, se benefician de los suaves vientos que a partir de junio, con el inicio del crecimiento de la uva, hacen que las altas temperaturas diurnas, de 34-35 ºC, desciendan durante la noche a 17-18 ºC.
Los veranos suelen ser secos y calurosos con temperaturas medias que superan los 20ºC, mientras que los inviernos suelen ser muy fríos y con heladas y nieblas persistentes.

Con una pluviometría anual baja, de 500 l/m², en la que las precipitaciones se concentran en primavera, y asentados en suelos pardo-calizos sobre materiales blandos, las raíces de la vid se hunden en profundidad en busca de los recursos hídricos que necesita.

Su situación, a una altitud de entre 550 y 600 m sobre el nivel del mar, permite reducir la necesidad de tratamientos en el viñedo, realizándose una viticultura escrupulosamente respetuosa con el medio ambiente.

Todo ello conforma un medio que permiten que la uva madure lentamente, consiguiendo una acidez más elevada que da a sus vinos un toque europeo.

Con una producción de 3.500.000 botellas, ésta se reparte en un 85 % de vinos tintos, un 5 % de vino rosado y un 10% de vinos blancos.

Enate se caracteriza por un estilo de vinos que sorprenden por su toque diferencial, con una gran personalidad y elegancia en cada uno de ellos.
Unos vinos elaborados no sólo para beber, sino también para pensar
.