Habla 10 Zoom Habla 10 Wrapper
91 Repsol
  • Bodega: Bodegas Habla
  • D.O.: D.O. Vino de la Tierra (Extremadura)
  • Uva: 100% Syrah


Color. Granate, ciruela negra con ribete violáceo, en copa se presenta brillante y limpio con una lágrima densa.
Aroma. Toques de arándano y grosellas, fruta roja y fresca que se mezcla con aromas de flores muy evocadores de violetas, adelfas y acacia. Con el paso del tiempo en contacto con el oxígeno aparecen notas de cuero nuevo, balsámicos y ahumados.
Boca. Se presenta fresco con toques balsámicos que aparecen ya en la naríz, con taninos sedosos, aterciopelados que dan sensación de dulzor, agradable, en paso lento y persistente con un retro gusto a pizarra y chocolates con especias.

Armonias: Arroces con carne, Embutidos Ibéricos, Jamón de Bellota, Morcilla
  • Bodega:
    Bodegas Habla
  • Año:
    2010
  • Graduación:
    14.5
  • Producción:
  • Vendimia:
    Vendimia realizada a mano.
  • Vinificación:
    La orientación del viñedo es norte sur con inclinación hacia el oeste. La altura del primer alambre está a 60cm y la pared es vegetal.


  • Crianza:
    14.5
  • Suelos:
    Finca de pizarra poco fertil.

Bodegas Habla


Bodegas Habla es el espíritu de perfección continua.
Bodegas Habla es una bodega joven que, nacida en el año 2000, desempeña un valioso proyecto de investigación y desarrollo al servicio de la viticultura y la vinificación, convirtiéndose una de las bodegas más avanzadas de nuestro país.
Habla nace del sueño de crear los vinos más especiales del panorama español para ser con ello un referente internacional de la calidad y del espíritu creativo de nuestro país.
Con la intención de ir más lejos, sus fundadores decidieron crear una marca que se convirtiera en un icono, una marca rompedora que escribiera las nuevas reglas del sector. Se valen para ello de un producto excelente apoyado por una imagen transgresora y perfectamente reconocible, acompañado de un marketing diferente.
Así, cuidando cada detalle meticulosamente, incorporando la última tecnología disponible con el fin de practicar una viticultura ecológica de precisión y de absoluto respeto por el medio ambiente, y rodeándose de los mejores expertos y profesionales, consiguen vinos modernos, gustosos y de carácter muy marcado, concebidos para ser disfrutados por la nariz experta, aunque su objetivo primordial es el disfrute universal.
Ilustran el espíritu de perfección las analíticas que realizan para saber el día exacto de maduración de la uva, con el fin de identificar cualquier defecto, el hecho de que, de cada parcela, la uva va a cada barrica; la elaboración de un protocolo del corcho a usar para los tapones, el análisis de los niveles de contaminación, la viticultura ecológica de precisión que practican y un largo etc.

Emplazamiento e instalaciones
Bodegas Habla están situadas en el municipio de Trujillo, en la zona de Los Quintos, situado al sureste de la provincia de Cáceres, en un inmenso edificio acristalado rodeado de 200 hectáreas de viñas, que ya los griegos cultivaron en la antigüedad.
Es el emplazamiento buscado: una tierra que obliga a sacar lo mejor cada cepa y que dota a las variedades de uva de una fuerte personalidad para así producir unos vinos únicos. Un terreno perfecto para hacer el vino con el que los fundadores soñaban: un vino de terruño, concebido desde el campo y que nos contara con sus aromas la historia de su procedencia.
Las instalaciones de la bodega cuentan con el equipamiento más avanzado para lograr los más altos estándares de calidad. El edificio vanguardista, premiado por su diseño y elaborado en cobre y cristal e integrado en el entorno, además de poseer un gran valor arquitectónico, fue concebido, como una extensión de la personalidad de la marca que expresara el carácter del proyecto, con el fin de cumplir con criterios funcionales para permitir un flujo de trabajo óptimo y que el vino tenga en todo momento un tratamiento excelente en cada uno de los procesos de elaboración.

Viñedos y viticultura
Bodegas Habla dispone de 200 hectáreas de viña divididas en 64 parcelas de 2, 3 y 4 hectáreas de las variedades Tempranillo, Cabernet Sauvignon, Cabernet Franc, Petit Verdot, Malbec y Syrah que expertos viticultores trabajan y cuidan en exclusiva, proporcionando una constante vigilancia, ayudados por medios de última generación que permiten una gestión individualizada de la finca.
Con la máxima de que sólo la mejora continua lleva a la excelencia y con la sostenibilidad como bandera, las bodegas Habla llevan a cabo una valiosa tarea de investigación y desarrollo (I+D) sirviéndose de las últimas técnicas, los procedimientos más punteros y los mejores asesores en cada materia para la cosecha de las viñas y la elaboración de sus caldos.
Su compromiso con el respeto por el medioambiente es absoluto y huyen de los tratamientos químicos de la tierra, efectuando una protección integral del ecosistema de la bodega aplicando solo tratamientos específicos y localizados con productos ecológicos certificados.
Ello permite una trazabilidad absoluta para poder mejorar en cada detalle y limitar el azar lo máximo posible, así como adaptar la idoneidad de variedades y clones, recursos hídricos y métodos de manera única a cada superficie.
Además, se realizan análisis científicos del terreno y la climatología, así como un sofisticado estudio genético sobre los clones y posibles variedades.
Solo esta combinación de trabajo y método artesano y herramientas científicas, hace que cada planta proporcione lo mejor de sí misma de una forma sostenible y sostenida en el tiempo.

Clima
El clima en Trujillo es mediterráneo templado, con veranos secos y cálidos e inviernos suaves y cortos con algunas heladas.
Con un bajo índice pluviométrico, las precipitaciones, poco intensas, se concentran en otoño y en invierno, y descienden en primavera. La escasez de lluvias en el periodo estival provoca la aridez del suelo.
Con una alta insolación anual, que supera las 2.800 horas, en los Quintos, la diferencia de temperatura entre el día y la noche puede alcanzar los 18-20°C.

Suelos
La aridez del terreno, la amplitud térmica y la dificultad de la tierra, pobre, ácida y pizarrosa, poco fértil y exigente, son las condiciones perfectas para el cultivo de las viñas Habla.
No obstante, esta tierra sabe cómo cuidar a la planta.
La cepa, al no recibir suficiente agua, lucha por sobrevivir y se esfuerza por encontrarla ella misma, dando poco, pero siendo lo mejor de sí misma.

Vinos
Manteniéndose fieles a su filosofía, los vinos Habla, sean monovarietales o coupages, responden a lo mejor que la tierra y el saber hacer de la bodega ha dado en cada año.
Son vinos honestos, y con una fuerte personalidad nacida de la tierra misma. Vinos con carácter, muy expresivos, frescos, modernos, exuberantes, gustosos y con gran complejidad de matices que se dividen en tres grupos:
Habla : caldos únicos e irrepetibles que la naturaleza crea cada año. Presentados en ediciones limitadas, cada Habla es el resultado de una tierra y sus distintas variedades de uva en unas condiciones climáticas y un periodo que no se volverán a repetir jamás. Porque, cada año, "la naturaleza crea obras únicas. Por eso cada Habla tiene su propio número".
Habla del silencio : es la versión prêt-à-porter de los aclamados Habla, un pequeño lujo para el día a día, delicioso y sobresaliente a un precio más asequible.
Habla de la tierra : Un vino fresco, joven, ideal para disfrutar por copas pero que a la vez, mantiene los rasgos característicos de familia: goloso, frutal y fácil de beber.
Cuando Civantos, co-fundador de la bodega, habla de sus vinos, apunta que, por ahora, no se acogen a la D. O. Ribera del Guadiana y argumenta: "Queremos que las normas las pongan el vino y la uva y no el enólogo, ni yo, ni ninguna denominación de origen del mundo".

Producción
La producción de Bodegas Habla se sitúa en torno a las 600.000 botellas anuales.